El Rally: Uno de los deportes favoritos de Fabio Mascialino

Fabio Mascialino es un personaje reconocido por ser presidente, y se trata de una persona excelente cuya admiración no alcanza para describir todas las cualidades que le comprenden debido a que se trata de una persona seria, responsable, autodidacta, proactiva, con gran sentido de respeto y confianza por los demás, así como un gran círculo social que lo emprende debido a su posición en la sociedad.

Mascialino es un empresario de altura, sin embargo a pesar de ser un hombre de negocios también es un señor sencillo y humilde que se encarga de cuidar de su familia y de disfrutar sanamente de la vida. En este sentido, posee un gran sentido de aventura por los deportes extremos y es allí donde el Rally entra en juego.

El Rally

Cuando nos referimos a este deporte, en realidad hablamos de un tipo de competencia de automovilismo la cual es perfectamente cronometrada y se desarrolla en diversas etapas como partidas individuales. En cada partido los participantes, los cuales se encuentran compuestos por un piloto así como un copiloto además del vehículo, deben hacer lo posible por completar en el menor tiempo una serie de trayectos o tramos cerrados al tránsito de los alrededores. Cuando finaliza el rally, se suelen sumar los tiempos parciales y se comparan con el resto de los competidores entre sí, en este sentido, el piloto que haya utilizado el menor tiempo en recorrer toda la pista del rally será el ganador.

Generalmente existe un organismo rector de todas estas competencias a nivel mundial como lo es la FIA o también conocido como Federación internacional del automóvil. Así como alrededor de todo el mundo se logra organizar grandes competencias tanto continentales como regionales y nacionales y es por ello que el gran Fabio Mascialino ha podido participar en este deporte, con la labor de copiloto, un puesto bastante importante requiere de la coordinación de observación adecuada para la ayuda del piloto.

La organización Federación internacional del automóvil, entre otras cosas también se encarga de organizar el campeonato mundial del Rally. Y esta es considerada una de las competencias más importantes en el mundo automovilístico así como en conjunto con la Fórmula 1. Así como abarca rallies que se disputan en varios continentes en diferentes condiciones climatológicas y distintas superficies como asfalto, tierra, rabillo, nieve y hielo.

En este sentido, el Campeonato Mundial del rey suele utilizar en su clase principal vehículos del segmento B, los cuales poseen motores de 1.6 litros de cilindrada así como la composición de un turbocompresor y los automóviles altamente modificados, que generalmente se denominan World Rally Car, tienes que donde entra en juego los diferentes fabricantes de vehículos que participan en la competencia.

Todo esta gran cantidad de logística es lo que a Fabio le encanta, es por ello que prefiere el rally como deporte extremo para saciar sus aventuras por tener experiencias llenas de adrenalina y emociones encontradas, por supuesto, hablamos de alegría, la emoción por la competencia y todo lo que conlleva el solo poder participar en esta clase de actividades.

Cabe destacar que de manera paralela a los campeonatos anteriormente mencionados también se realizan las competencias mundiales de Super 2000, así como, Producción y Junior, las cuales se alternan de acuerdo a las fechas del mundial. En este caso, es relevante describir que los primeros se corren con vehículos del Grupo N, los cuales poseen 2.0 litros con turbocompresor, sin embargo tienen menos cantidad de modificaciones. En el campeonato junior se suelen utilizar automóviles Super 1600.

El gran Dakar y Fabio Mascialino

A pesar de que hasta ahora hemos hablado de rally en general, se encuentra otro tipo de aventura perteneciente a esta misma área y conocida como Rally Dakar, en el cual Fabio tuvo la oportunidad de participar específicamente en el Dakar 2013, en América del Sur, y esto fue tras la cancelación de la conocida edición del 2008 en África debido a las amenazas de los terroristas. En este sentido cabe destacar que la empresa ASO, es la encargada de organizar dicho evento que en esa oportunidad se disputó en los países de Chile, Argentina y Perú.

Fabio Mascialino tuvo la oportunidad por primera vez en toda la historia del rally Dakar, observar cómo los puntos de partida y llegada fueron las grandes ciudades de Lima y Santiago. En otro orden de ideas el recorrido que se hizo en vehículos de dos ruedas (motos) fue de aproximadamente 8423 km; para los vehículos de cuatro ruedas (coches) 8574 km; y finalmente para los camiones fue de 8121 km. Y es aquí donde en la séptima etapa, al ingresar al territorio de Argentina, el Rally alcanzó una altitud nunca antes visto en toda la historia de este deporte, fueron unos 4900 m sobre el nivel del mar.

Fueron muchos participantes que se inscribieron antes de la salida del rally Dakar, en este sentido es importante recordar que ascendía a 189 inscritos para los participantes en vehículos de dos ruedas, 40 inscritos para los participantes en vehículos cuadriciclos, 155 para los automóviles y finalmente 75 para los camiones. No obstante se debe aclarar que Fabio participó como copiloto del equipo Kauffman de Chile, en conjunto también como el ex fórmula 1, el grande de este deporte, Alex Caffi. La participación se llevó a cabo en un camión Mercedes-Benz.

A pesar de que Mascialino, no logro lo que quería en conjunto con su equipo si se llevó una gran sorpresa y que más que poder disfrutar de una gran aventura llena de adrenalina en conjunto con este deporte y su vehículo de cuatro ruedas el gran camión Mercedes como se describió en líneas anteriores, todo una aventura llena de excitantes momentos que vivió en conjunto con sus compañeros, nada mejor que recordar para toda la historia. No obstante no estamos diciendo que se quiso quedar allí, pues a Fabio le encanta este deporte, y es por ello que activamente ha participado en el mismo.

Pero no solo Fabio resalto como protagonista, su vehículo también lo hizo

El equipo Unimog, fue el utilizado por los competidores de Kauffman, y es que se trata de una variedad de camiones de tamaño mediano los cuales son multi propósitos y poseen tracción a las cuatro ruedas. También es conocido como dispositivo motorizado de aplicaciones universales. Es por ello que no sólo Mascialino resaltó como protagonista, sino que el vehículo de cuatro ruedas en el que tuvo la osadía de montarse, también lo hizo.

En otra instancia, el transporte fiable de la marca Mercedes tuvo avances importantes en comparación con 2012, lo que permitió reducir en gran medida el peso de más de 15%, y de forma paralela la potencia se incrementó en un 20%, lo que supuso una buena oportunidad para ocupar un buen lugar en la categoría T4 ranking.

Estos camiones son producidos por Mercedes Benz, una división de Daimler AG. En los Estados Unidos y Canadá, el Unimog fue vendido como el Freightliner Unimog. Daimler Benz se hizo cargo de la fabricación del Unimog en 1951 y actualmente se construyen en la planta de camiones de Mercedes en Wörth am Rhein en Alemania.

No solo los camiones, las motos y demás vehículos, sino que el ambiente donde permanecía Fabio se podía comparar con algo más que no está ni en las dunas ni en el desierto. Pues este se encuentra en las personas, y que gran cantidad de personas junto con los corredores observan cómo éstos compiten llenando de alegría y armonía el entorno. Es así como 250 km entre Lima y Pisco estaban llenos de personas en las carreteras y las calles saludando los competidores así como a los vehículos de asistencia.

Fabio Mascialino, desempeñó un gran papel mientras competía con los grandes del Rally Dakar, pero no solo eso, este hombre emprendedor, bastante comprometido con sus negocios, y grandes hazañas en el mundo empresarial, así como de gustos excelentes, pudo gozar de una increíble adrenalina al poder estar en el interior del vehículo de competencia asistiendo en lo que fuera necesario al equipo Unimog.

Es importante hacer hincapié, en la magnitud del evento donde Mascialino participó, y es que entre la cantidad de personas, se podían observar personas de bastante edad como señores y señoras, sin embargo, también se avistaban hasta los llamados chibolitos o esos pequeñines que hacen de las suyas en todas partes, los cuales presentan con carteles y banderas su entusiasmo por la carrera aplaudiendo mientras los pilotos pasan de 53 distintos países.

Para concluir, Fabio Mascialino es un gran empresario y eso está más que mencionado en los párrafos anteriores, es por ello que resulta un hombre que es capaz de emprender y hacer funcionar cualquier negocio, sin embargo, como humano y con necesidades es capaz de disfrutar y gozar de los buenos momentos de la vida, las aventuras e incluso momentos que conlleven algo de riesgo y peligro como en el caso exclusivo del deporte. Nada mejor que una aptitud como la de Fabio para vivir la vida.